DestacadasUpKids
Tendencia

Actividades para que nos escuchen mejor

Si tienes hijos pequeños, seguramente más de alguna vez has pensado que solo escuchan lo que les conviene. Escuchan perfectamente si les ofreces un dulce, pero parece que no tanto si les pides que recojan sus juguetes.

Lo cierto es que escuchar atentamente es una habilidad que se puede desarrollar si la ejercitamos constantemente.

Te compartimos algunos ejercicios recomendados por Babycenter  desde la experiencia propia que podrán ayudarte en este proceso, desde luego depende del estilo de aprendizaje de cada niño.

Habla con tu hijo o hija constantemente, desde la plática cotidiana al ir de compras, o tu día a día en el trabajo o su día en la escuela. Sé preciso con tus comentarios. Al decir “mira que hermoso pino”, en vez de decir “mira que hermoso árbol”, tu pequeño(a) empezará a diferenciar también los distintos tipos de árboles, o los colores, o cualquier cosa en la que tu hagas la diferencia. Tal vez no lo parezca, pero están más alerta de lo que crees y su vocabulario aumenta considerablemente.

No te sorprendas por lo tanto si alguna vez repite alguna de tus frases célebres, en el caso de mis hijos tienen por costumbre repetir “de hecho”, que es una frase que mi esposo y yo decimos mucho.

Lee con ellos y haz que la lectura sea interactiva. Léeles un cuento que les guste y antes de pasar página pregúntales sobre la historia, si se imaginan que pasará, o bien como  termina el cuento. De esta manera incentivas su imaginación y te das cuenta también de la atención que te están poniendo. Si vez que de plano no están entendiendo la historia, tal vez no sea el libro adecuado para ellos.

En esto de la lectura juega un papel importante el libro favorito. Sí, me refiero a ese que ya está todo destartalado o remendado, o que tal vez ya no tenga pasta. Ese libro que han leído una y otra vez.  Léelo en voz alta y permite que  tu hijo o hija terminen las frases. Seguro ya se saben el libro de memoria.

Invéntense rimas chistosas, aquellas que los hagan reír por montón. Aquí vale cambiarle la letra a las canciones y a otras rimas que ya conozcan. Puede ser una actividad muy divertida para el trayecto a la escuela.

Inventen cuentos en cadena, aquí pueden participar todos en la familia, inicia cada quien con una historia y cada uno tiene que continuarla, como todos tienen que escuchar lo que dijo la persona anterior, se fomenta la habilidad auditiva.

Prueba con estos ejercicios y cuéntanos tus experiencias.

Violeta Barbosa V.

Doctora en Derecho por la UMSH. Mamá, esposa, profesionista. Disfruto cada día y me siento profundamente comprometida con mi entorno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Back to top button