DestacadasUpSpecials

Alec Baldwin y otras tragedias con armas de fuego ocurridas en el cine

La trágica muerte de la directora de fotografía Halyna Hutchins por un disparo del actor Alec Baldwin durante el rodaje de la película “Rust” ha puesto el índice en el tema de la seguridad en el mundo del cine. Aunque el actor de 63 años no enfrenta cargos hasta el momento, ya han comenzado las investigaciones para averiguar cómo llegó un arma cargada a la filmación.

Es bien sabido que en la industria del cine se utilizan armas de fuego reales pero cargadas con proyectiles de salva. Sin embargo, no es la primera vez que pistolas de utilería resultan con municiones reales sin que nadie se dé cuenta, dejando consecuencias fatales.

Todo comienza desde la negligencia

Uno de los casos más famosos en la historia del cine es el de Brandon Lee, hijo del legendario maestro de artes marciales Bruce Lee y protagonista de la cinta “El Cuervo” de 1993. En una de las escenas finales, Lee tenía que recibir varios tiros por parte de su compañero Michael Massee.

Sin embargo, en los cartuchos de fogueo utilizados aún había quedado algo de pólvora. Tal negligencia provocó la muerte a quemarropa del joven de 28 años. Por el incidente, ni Massee ni la productora recibieron cargos, e incluso la película se terminó sin su protagonista.

Otro de los casos más recordados es el del actor estadouni dense Jon-Erik Hexum, quien en 1984 se disparó en la cabeza durante la realización de un capítulo de la serie “Cover Up”, en una escena donde los protagonistas jugaban a la ruleta rusa.

El cine nacional también tiene su caso

El cine mexicano no está exento de estos escándalos. En agosto de 2003, el actor mexicano Flavio Peniche, hermano de Arturo Peniche, mató accidentalmente de un disparo a un extra en el rodaje de “La Venganza de la Alacrana” debido a que su arma alojaba una bala verdadera, de la que nadie se dio cuenta. El menor de los Peniche llegó a ser acusado de homicidio imprudencial, pero finalmente no piso la cárcel al demostrar que todo fue un accidente.

Según reportes, alrededor de 350 muertes han sido causadas por accidentes ocurridos durante grabaciones de cine y televisión, los más recurrentes son lesiones sufridas por extras. Pero la lista es extensa: desde personal electrocutado, lesiones por malas condiciones de los sets, accidentes en escenas de conducción, incluso desastres durante tomas aéreas.

Sin duda, el caso de Alec Baldwin reavivará la polémica sobre el uso de armas de fuego en escenarios de rodaje, pues aunque se supone que el uso de estas debe ser en presencia de personal de seguridad y el material de utilería se revisa varias veces, resulta incomprensible que sigan ocurriendo este tipo de tragedias.

Guillermo Castillo

Periodista por la Universidad Autónoma de Querétaro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Back to top button