Destacadas

Habitantes de El Marqués optan por “taxis colectivos”

Por Zazhil Gutiérrez

Ante la falta de unidades del transporte público urbano en el municipio de El Marqués, habitantes de varias colonias han optado por tomar “taxis colectivos”.

Los conductores cobran 20 pesos a cada persona y las dejan en puntos de la capital como la Alameda, en traslados de 14 a 15 kilómetros de distancia.

Con base en testimonios recolectados, hasta 150 personas usan el servicio, 100 personas llegan a ser trasladadas diariamente a la Alameda (último punto o bajada del recorrido) y las personas que usan esta modalidad de transporte gastan 40-45 pesos en ida y regreso a su trabajo.

De acuerdo con el representante de los conductores, quien pidió el anonimato a cambio conceder la entrevista, la iniciativa del “taxi colectivo” inició hace dos años a raíz de la pandemia por la Covid-19, debido a la falta de trabajo que afrontaron los choferes y la escasez de autobuses.

Sin embargo, los taxistas se han visto beneficiados ante esta iniciativa: “Resulta que no había taxis, ni trabajo en tiempo de pandemia y empezamos a hacer esto por falta de empleo. Más que nada (por las aplicaciones); nos comenzamos a organizar como colectivo”, explicó.

Al inicio comenzaron a cobrar $15, pero debido a las distancias incrementaron la tarifa a $20: “Hay bases que están en quince, pero son viajes cortos y nosotros decidimos a veinte porque sí es un viaje larguito de lo que es la Alameda y el centro” señaló el representante legal.

Los horarios en los cuales más gente “baja” es entre las 6 a 9 por la mañana y de 15 a 20 horas, en la tarde. 

Asimismo, la “checadora” explicó que, en el horario de la mañana, se hacen filas de hasta 20 personas para tomar un “taxi colectivo” y son alrededor de 100 a 150 personas quienes esperan durante estas horas.

“Sabemos que no se puede hacer (…) pero que nos ayude un poquito”

En diciembre de 2021, el Director del Instituto Queretano del Transporte (IQT), David Sánchez Padilla, señaló que los “taxis colectivos” están fuera de la ley, no son reconocidos jurídicamente y que continúan en los esfuerzos de “ordenar” el transporte.

A pesar de tener conocimiento sobre la falta de legalidad en los “taxis colectivos” por parte del IQT y la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC), el representante de la agrupación expresó que “mientras no nos digan nada “ seguirán trabajando.  

“Sabemos que no se puede hacer esto. Pero, aunque sea para sacar las cuentas del taxi (porque tenemos un patrón) y luego llevarlo a la casa, la gasolina; a fin de cuentas, que nos ayude un poquito a estar vuelta y vuelta”.

Un conductor con alrededor de 20 años de experiencia trabaja en este grupo de “taxis colectivos” desde hace un mes y expresó que lleva al día entre 70 y 100 personas a la Alameda con 10 y 12 recorridos. 

A pesar de ganar durante la jornada $800 pesos con estos viajes, gasta entre $600 y $700 pesos de gasolina.

La manifestación por falta de pago entre operadores de Qrobús el jueves 17 de marzo, el taxista enfatizó que se vieron beneficiados: “Sí se favorece uno. De por sí es poco el transporte, así es más [para los “taxis colectivos”]. No es lo mismo que trabajen veinte camiones a que sólo trabajen dos para que cubran la ruta”.

Nuestra única opción para llegar al centro a tiempo: usuarios

Entrevistada mientras antes de abordar un “taxi colectivo”, una usuaria consideró “deficiente” el transporte público urbano: “tardé dos horas en llegar a mi trabajo y esta vez me tocó ir a Plaza del Parque: fue una hora para poder ir a Plaza del Parque y otra hora para poder regresar”.

La usuaria comenzó a tomar dos veces al día este medio de transporte desde hace dos años y medio debido a la falta de camiones hacia su trabajo; lo considera económico y más rápido.

“Tarda 45 minutos en pasar una sola ruta. Entonces, si yo entro a la una y media ponle, me tengo que venir casi con dos-tres horas de anticipación y pierdo tiempo de mis actividades normales”, señaló.

En el caso de un usuario, puntualizó que gasta entre 40 y 45 pesos diariamente en transporte público (entre camiones y taxis colectivos).

Sin embargo, está dispuesto a tomarlo porque “no existe otra opción para viajar al centro de Querétaro”, manifestó quien lleva un año tomando esta opción de movilidad debido a que espera entre dos y tres horas el autobús.

Otro usuario, quien también tiene como destino la Alameda, explicó que, por su horario laboral y la falta de autobuses, decidió tomar “taxis colectivos” para llegar en quince minutos: “Tarda mucho en pasar y la mayoría de las veces no pasa en los horarios que marca en la aplicación [Qrobús]”.

Sin embargo, él gasta 20 pesos en las mañanas y once pesos para pagar el transporte público urbano de regreso a su casa.

La base también tiene “checadora”

La base de taxis colectivos en esta colonia del municipio de El Marqués tiene aproximadamente 50 conductores.

“De hecho, la base tiene permiso y todo. Es una base bien hecha y contamos con un sueldo base” indicó una mujer “checadora”, cuyo sueldo se forma de comisiones a partir de cuántos taxis llene al día; de igual forma, expresó que sus gastos “están bien”, por lo que se logran solventar con su trabajo.

Desde la base hacia la Alameda, los conductores realizan un recorrido más de doce kilómetros y los usuarios llegan a su destino entre 15 y 30 minutos. 

En caso de ser sorprendidos por la autoridad al realizar esta modalidad de transporte irregular, las multas rondan entre 40 y 100 Unidades de Medida y Actualización, de acuerdo con la Ley de Movilidad para el Transporte del estado de Querétaro.

Centro Universitario de Periodismo de Investigación

Periodista del Centro Universitario de Periodismo de Investigación (CUPI)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Back to top button