DestacadasUpNews

Investigación de Baker Huhghes concluye que no hubo conflicto de interés con hijo de AMLO

Baker Hughes, empresa petrolera con sede en Huoston y con actividad en México, solicitó un investigación de cumplimiento normativo a la firma McConnell Group, con motivo de las diversas publicaciones relacionadas con el arrendamiento de un inmueble propiedad del Sr. Schilling, un exempleado de la empresa, a la Sra. Adams, esposa del presidente de México.

“Atender e investigar cualquier asunto relacionado con nuestra área de compliance (cumplimiento de las normas éticas) es una prioridad”, indicó Baker Hughes en un comunicado.

La investigación realizada por una firma de abogados especializada en investigaciones y cumplimiento normativo (compliance), concluyó que Baker Hughes no tuvo participación alguna en dicha operación.

Por lo anterior, Baker Hughes negó “cualquier conflicto de interés en relación con información relativa al arrendamiento de la propiedad privada de este exejecutivo y nuestras operaciones en México”.

“Tenemos más de 60 años operando en México, siempre con total transparencia y estricto cumplimiento de todas las leyes aplicables y de los requerimientos de PEMEX”, indicó el comunicado.

“Baker Hughes no tuvo ninguna participación en la transacción de arrendamiento mencionado… Baker Hughes nunca fue consultada ni tuvo conocimiento de la Transacción de Arrendamiento. La empresa tuvo conocimiento de dicha transacción cuando ésta apareció en los medios de comunicación al ser una operación entre privados” abundó la petrolera estadounidense.

La casa pertenecía a Keith Schilling, quien se incorporó a nuestra empresa en 2016 y dejó la compañía el 31 de diciembre de 2019.

“El Sr Schilling nunca trabajó en ninguna área relacionada con Méxic o ni con o para clientes mexicanos. Keith Schilling fue el líder de Baker Hughes en Canadá en el año 2019. Anteriormente, fue director comercial y de ventas en la empresa para la región de Norteamérica, la cual, de manera interna, atiende exclusivamente a Estados Unidos y Canadá” detalló el comunicado.

La declaración del Sr. Schilling y la revisión de este asunto por parte de la empresa que realizó la investigación para Baker Hughes, indican que la transacción se celebró a través de un proceso de solicitud de arrendamiento convencional y en su momento, acorde a condiciones de mercado.

Con respecto a nuestra relación de negocios con México, PEMEX ha proporcionado una explicación detallada de nuestros contratos y de cómo fueron licitados y adjudicados en pleno cumplimiento de las leyes establecidas.

“Hemos completado de manera proactiva una revisión interna de algunos de nuestros contratos y tratos comerciales con PEMEX que han sido mencionados en los medios de comunicación a partir de 2016, y no hemos encontrado registros de que Keith Schilling esté involucrado, nombrado o mencionado en ninguna documentación”, abundo la empresa con sede en Houston.

La empresa manifestó tener certeza de que no existe ningún conflicto de intereses o relación entre nuestra empresa, el señor Schilling, Pemex y un tercero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Back to top button