ComicsDestacadas

Spider-Man, Wolverine y el secreto de Hobgoblin.

1987 fue un año muy importante en la historia del comic de Spider-Man. Las razones la iremos viendo poco a poco, pero una de ellas fue su 25 aniversario. Hoy, por lo pronto, nos enfocamos en Spider-Man, Wolverine y el secreto de Hobgoblin.

.

Vayamos con un poco de contexto. Hobgoblin fue un villano creado para tomar el lugar de The Green Goblin. Como recordamos, el Green Goblin original, Norman Osborn, muere en The Amazing Spider-Man #122 (abril de 1973), por mano propia. Osborn fue cobrando relevancia desde su creación en Spider-Man #14 (abril de 1964); fue el primer enemigo en conocer el secreto de Peter, en Spider-Man #39 (mayo de 1966) y cobró la vida de Gwen Stacy, en Spider-Man #121 (marzo de 1973).

Aquí hablo un poco acerca de estos eventos:

.

Si bien fue justicia poética el hecho de morir después de asesinar a la prometida de Spider-Man, no fue una idea tan práctica, pues no hubo quien llenara su lugar. Marvel trató de hacer de Harry Osborn (hijo de Norman, novio de Mary Jane y amigo de Peter) el nuevo Duende, y posteriormente establecieron un tercero, el doctor Bart Hamilton.

Ahora vamos hasta The Amazing Spider-Man #238 (noviembre de 1982). Después de que, de manera accidental, un misterioso personaje descubre una de las guaridas olvidadas de The Green Goblin, desea utilizar el equipo para crear una identidad derivada: Hogboblin.

.

Como en el caso de Osborn, no se reveló el rostro del perpetrador sino hasta mucho tiempo después, lo cual generaba expectación y especulación por parte de los lectores. Ni siquiera la gente en Marvel conocía su verdadera identidad más allá de su creador, el escritor Roger Stern.

Stern dejó el título antes de revelar la identidad del villano. Como la historia ya se había postergado demasiado, el equipo editorial decidió poner un fin al misterio. El final, que no fue final, se puede leer en las páginas de The Amazing Spider-Man #289, publicado hace 35 años, el 3 de marzo de 1987.

.

Todo se origina unos meses atrás con el encuentro entre dos de los héroes más famosos del comic.

El especial de un número Spider-Man Vs. Wolverine se publicó el 11 de noviembre de 1986, fue escrito por James C. Owsley (ahora conocido como Christopher Priest) con arte de Mark Bright en los lápices y las tintas de Al Williamson, una leyenda del comic.

.

En ese tiempo, Peter aún usaba una variación del traje negro que conocemos como Venom y se encontraba en una crisis existencial deseando renunciar a ser Spider-Man para poder tener una vida normal.

Spider-Man y Wolverine cruzan caminos en Berlín. El fotógrafo del Daily Bugle ha sido viajado con el reportero Ned Leeds a investigar un caso. Por su lado, Wolverine busca a una persona. El fin resulta ser el mismo por lo que el cruce de caminos en inminente.

.

Logan se topa con Peter Parker en la calle y, gracias a su agudo olfato, lo reconoce como Spider-Man. Wolverine advierte a Parker que caso que investigan Leeds y él es demasiado peligroso y que deben salir de Berlín. Peter regresa al hotel solo para encontrar el cuerpo sin vida de Ned. En eso, es emboscado. Para no descubrir su identidad Parker sigue el juego. Entonces es rescatado por Wolverine.

Spider-Man se culpa por la muerte de su amigo y decide llegar al fondo del asunto, por lo que hace equipo con Wolverine. Sobra decir que la personalidad de ambos, saca chispas.

.

Esa fue la primera vez que Wolverine y Spider-Man tuvieron un comic en conjunto. Ha habido algunos otros y es una de las parejas dispares favoritas de Marvel.

La historia iniciada en Alemania continúa en Amazing Spider-Man #289, por Peter David (escritor), Alan Kupperberg y Tom Morgan (dibujantes).

Betty Brant, viuda de Ned Leeds, recibe el cuerpo de su esposo junto con el staff del diario, J. Jonah Jameson y su esposa Marla, Robbie Robertson y Peter Parker.

.

The Foreigner, un empresario que opera en el bajo mundo, es quien ha sido contratado para matar a Leeds al descubrirse su identidad secreta como The Hobgoblin. Y la oportunidad se ha dado en Alemania. El desequilibrado villano ha interferido en varios de los negocios de los demás criminales de New York, como Foreigner, The Rose, Kingpin y otros.

Kingpin, cansado del juego, se las arregla para citar a Spider-Man en su oficina, donde le entrega el archivo con la información de Hobgoblin. Durante algún tiempo, se ha creído que Flash Thompson era el criminal y actualmente se encuentra prófugo. Spider-Man descubre que Ned no murió por su culpa, sino por su doble identidad como criminal.

.

Con la muerte de Ned no ha terminado la amenaza de Hobgoblin. Jason Macendale, antes conocido como Jack O’Lantern, ha asumido la personalidad. Kingpin revela al arácnido que quien se encuentra detrás de todo es The Foreigner. Iracundo, Spider-Man se deja manipular por el Kingpin y va a buscar al responsable.

Con Foreigner fuera del camino, Wilson Fisk (Kingpin) tendrá mejor oportunidad de acción en sus negocios.

.

El nuevo Hobgoblin visita a Kingpin para pedirle el archivo a lo que Fisk contesta que se lo ha entregado a Spider-Man. Hobgoblin asegura que Macendale ha muerto, por lo que nuevamente se desconoce la identidad del duende.

Hobgoblin intercepta a Spider-Man, pelean y el archivo es destruido. Flash Thompson llega a la escena y salva al trepamuros, casi a costa de su propia vida. Habiendo destruido los documentos, Hobgolbin escapa.

Thompson es llevado al hospital y liberado de todo cargo judicial.

.

Tiempo después se supo que Ned Leeds había sido incriminado por el verdadero Hobgoblin. El villano había utilizado a varias personas como tapadera y el misterio se mantuvo mucho tiempo más.

Después de los hechos, Peter llega a la conclusión de que es importante que siga existiendo Spider-Man. Decide hacer cambios importantes a su vida.

Al final del comic se anuncia el próximo número: “Sigue: La gran pregunta”. Y sí, se refiere a la propuesta de matrimonio que hace Peter a Mary Jane. Años antes, Parker había hecho la propuesta a la pelirroja y había sido rechazado. ¿Cuál sería el resultado en la segunda ocasión? No la esperada. Pero de ello hablaremos muy pronto.

Iñigo Pérez

25 años en medios de comunicación, seguidor del comic (desde antes de que fueran "cool"), de la música, de la televisión y del cine. El arte se expresa de muchas formas. Sólo tienes que descubrir la tuya.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Back to top button