DestacadasUpShow

Blair Witch Project: 20 años han pasado.

Una película que generó una gran cantidad de mitos.

Cuando se dio a conocer, generó gran intriga y confusión en la gente. Se decía que era una película “real”, una especie de documental y que incluso alguno de los actores había muerto realmente durante el rodaje. Esto sucedió en un tiempo anterior a que el internet conectara a millones de personas por todo el mundo y que la información corriera de manera inmediata. El hecho es que cuando “El Proyecto de la Bruja de Blair” llegó al cine, tuvo una excelente campaña mercadotécnica.

Y aunque el común de la gente no contaba con internet como lo conocemos, la producción hizo buen uso de este medio para propagar su información. Se creó una página en la que subían reportes policiacos falsos y entrevistas, se repartieron volantes, se pegaron posters. El rumor se esparció acerca de los “estudiantes desaparecidos”. Sin saberlo, una verdadera leyenda se crearía alrededor de esta película con base en la desinformación, que resultaría más un experimento sociológico que una campaña de promoción.

 

La manera en que Blair Witch Project se filmó fue innovadora, esa cualidad de documental, con actores desconocidos y que registraban los hechos cámara en mano, le dio una veracidad que después perseguirían infinidad de “reality shows”. Además, se produjo un “documental” transmitido meses antes por el canal SciFi. Este tipo de prácticas aún se realiza y generan mucho descontento por la naturaleza falsa y de engaño. Por ejemplo, se sabe que Discovery Channel ha creado programas falsos que propagan ignorancia durante su “semana del tiburón”, o bien, se produjo un documental falso acerca de la existencia de las sirenas que hoy en día sigue siendo transmitido como verídico.

 

“La maldición de la Bruja de Blair” fue uno de los primeros programas de su tipo en ser transmitido, generando gran expectativa y desconcierto. El “docuficción” o “mockumentary” (así se le llama a un documental falso: “Mock” es burlarse. Se quita el prefijo de “Doc” referido a documentar y se mantiene el resto de la palabra), ayudó bastante. Y si lo analizamos, es una gran campaña mercadotécnica para una película. El resultado fue tan bueno que incluso superó al  producto mismo. Mucha gente terminó desencantada tras ver la cinta, sobre todo con un final tan abierto que ni siquiera se comprendía que había terminado. La gente permanecía en sus asientos tratando de comprender esas últimas imágenes.

Lo que es verdad, es que Blair Witch Project es un filme que se consolidó como una de las películas más recordadas de terror de los últimos años y se ganó un lugar junto a otros clásicos del género.

La historia de la película es bastante sencilla: tres jóvenes deciden documentar la leyenda de la bruja de Blair. Viajan al bosque donde se dice ha hecho apariciones y donde residía un hombre llamado Rustin Parr (casi anagrama de Rasputin) quien había matado a varios niños. Los jóvenes acuden inocentemente a investigar sin saber lo que encontrarán.

Una de las virtudes de esta cinta es que con menos de un millón de dólares se produjo el proyecto que recaudó más de 250 millones en taquillas, lo que aseguró la secuela; sin embargo, esta no fue tan bien recibida.

 

Los directores fueron Daniel Myrick y Eduardo Sánchez. Hasta el momento, Blair Witch sigue siendo el proyecto más importante de sus carreras. Lo mismo se puede decir de los protagonistas: Heather Donahue, Joshua Leonard y Michael C. Williams. De lo que sí pueden presumir, es que su filme fue una combinación de circunstancias afortunadas, estratosféricas ganancias económicas y posterior arraigo popular. En Estados Unidos se estrenó el 14 de julio de 1999 de manera parcial, para el 30 del mismo mes extenderse a una enorme cantidad de salas, mientras que en nuestro país llegó a finales de octubre. Una gran ventaja es que en ese entonces, como comenté al inicio, internet no contaba la popularidad de hoy y pudo así mantener las sorpresas para el público.

Etiquetas

Iñigo Pérez

Trabajando en medios de comunicación desde hace rato. Suena bastante trillado pero... apasionado del mundo del comic (desde antes de que fueran "cool"), de la música (desde cuando escucharla caminando por la calle era todo un lujo) y del cine (desde que, para poder ver tu película favorita, tenías que grabarla de la tele con pedacitos de comerciales de Gansito o Lily Ledy- sí, ya sé, estoy ruco-).

Artículos relacionados

omentarios

  1. Pues el concepto fue tan bueno que llegó al desarrollo posterior de un gran cantidad de videojuegos, de hecho este año en agosto se libera una nueva entrega basada en la cinta original para la Xbox ONE, los títulos que en su momento fueron innovadores, a la fecha siguen dando más carnita para los dueños de la franquicia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button
Close