DestacadasUpShow

Las muertes de Supergirl y Flash hace 35 años.

El evento editorial más grande en la historia de DC Comics es la maxi serie de 12 números, Crisis en las Tierras Infinitas de 1985. En 2020 se cumplen 35 años del evento que renovó el universo editorial de DC y que le dio un giro a la industria. Hoy recordamos dos de los sucesos que más impactaron.

(Crisis on Infinite Earths #1, 1985)

Hoy en día es difícil creer que un personaje de comics (tanto en papel como en cine, animación y televisión) pueda “morir” definitivamente. Si revisamos la historia, vemos que los adeptos a los personajes de ficción quieren seguir leyendo historias nuevas y nos podemos remontar hasta el Sherlock Holmes de Sir Arthur Conan Doyle, quien tuvo que resucitar al famoso detective. Pese a su gran aportación literaria, Doyle nunca pudo superar la fama de Sherlock Holmes. Incluso ahora, es más conocido el personaje que el autor.

En el ámbito de los comics, era poco común ver que alguno de sus personajes muriera y quien lo hacía, era para no regresar. Algunos autores, como el gran Milton Caniff, daban tremendos vuelcos a sus historias al matar alguno de los personajes principales. Marvel había hecho lo propio con Gwen Stacy en 1973, pero era un personaje de reparto, no uno principal.

(En octubre de 1946, Raven Sherman muere en los brazos de Dude Hennick, en la tira de Milton Caniff, Terry and the Pirates)

El primer Captain Marvel, murió en enero de 1982 y lo hizo de manera definitiva (la historia estuvo a cargo de Jim Starlin, quien años después también se haría cargo del deceso del segundo Robin, Jason Todd). Así que los fallecimientos no eran hechos que se tomaran a la ligera, implicaba un cambio en la estructura futura de los comics, la interacciones entre personajes y también se dejaba fuera a los seguidores de los desaparecidos.

(El segundo Robin, Jason Todd, muere a manos de The Joker en Death in the Family. Historia por Jim Starlin con arte de Jim Aparo, 1988)

Cuando DC decidió reestructurar su editorial con Crisis en el marco de su 50 aniversario, deseaban simplificar toda su historia, desechar muchas cosas que eran obsoletas y dar nuevo inicio a sus héroes para atraer nuevos lectores. Muchos de sus comics serían lanzados con un número 1. Otros seguirían con la numeración tradicional, pero los héroes tendrían nuevos comienzos.

(John Byrne plantea una modernización del origen de Superman en la miniserie de 6 números, Man of Steel, 1986)

Los creativos eran el escritor Marv Wolfman y el dibujante y coescritor Geroge Perez (sin acento), creadores de los New Titans, y plantearon una serie de 12 partes que se publicaría a lo largo de un año para que, al finalizar, se lanzara la nueva línea de DC Comics. Wolfman se había percatado años antes lo difícil que era para un nuevo fan adentrarse en el engorroso universo, por lo que decidió proponer su simplificación.

(Marv Wolfman y George Perez, creadores de New Teen Titans en 1980, se encargaron de Crisis on Infinite Earths cinco años después)

Wolfman y Perez, optaron por crear una amenaza al Multiverso, The Anti Monitor, un ser que destruye cada una de las distintas dimensiones. DC tenía Tierra 1, Tierra 2, Tierra X, un gran número de universos a los cuales era difícil seguirles el paso. Al final de Crisis, quedaría un solo universo. A la vez, DC podría incorporar personajes de algunas editoriales que había adquirido con los años, como los héroes de Charlton Comics (Blue Beetle, The Question, Captain Atom, entre otros) y los de Fawcett Comics (básicamente Shazam!, conocido inicialmente como Captain Marvel). Como paréntesis, los héroes de Charlton (varios de ellos cocreados por Steve Ditko) sirvieron como base para sus análogos en la miniserie Watchmen de Alan Moore y Dave Gibbons.

(Los héroes de Charlton Comics fueron propuestos por Alan Moore para protagonizar Watchmen, de 1986. Tras la negativa, Moore y el artista Dave Gibbons crearon héroes análogos)

Pese a que una incontable cantidad de héroes perecieron durante las Crisis, las muertes más impactantes sucedieron en los números 7 y 8.

(Crisis on Infinite Earths #7, 1985)

El 4 de julio de 1985 salió a la Venta Crisis on Infinite Earths #7, número en el que fallece la primera Supergirl. Con más de 25 años de historia, Supergirl había hecho su primera aparición en Superman #123, de agosto de 1958. La heroína había sido una constante en DC desde entonces, más la idea resultaba redundante para algunos. ¿Cómo podía ser Superman el último sobreviviente de Krypton si cada vez surgían más nativos de su planeta? Para la nueva continuidad, Kal-El sería el único ser proveniente de ese planeta.

Supergirl reemergió eventualmente y ahora hasta cuenta con su propia serie de televisión, probando ser buena marca por sí misma.

(Crisis on Infinite Earths #8, 1985)

Por otro lado, el 1 de agosto de 1985 llegó el número 8 de Crisis, en el que miles de lectores fueron testigos de la muerte de Barry Allen, el segundo Flash, quien se sacrifica por el bien común. Barry Allen corre tan rápido que llega al grado de consumir su cuerpo y desintegrarse de una manera por demás dramática. Parte del impacto de su muerte radica en la importancia histórica del personaje, pues fue con el lanzamiento de Flash en Showcase #4 de 1956, que DC Comics tuvo su renacimiento y surgió, además, la Era de Plata de los comics.

(Showcase #4. Debut de el segundo Flash y primer comic de la Era de Plata, 1956)

El sucesor de Barry fue Kid Flash de los Teen Titans, Wally West. En ese momento nació la tradición en la que los héroes podían envejecer –o morir- y pasar el manto a un sucesor. Sin embargo, la mayoría de los que llegaron a morir fueron restituidos en sus papeles.

(Flash #, 1987, Wally West, el tercer Flash, estrena su propia revista)

Pasarían más de 25 años para que Barry Allen regresara de la muerte. Fanáticos, creativos y hasta directivos pedían el regreso del Corredor Escarlata. Como sabemos, Barry Allen también cuenta con su serie de televisión (dos, de hecho, pues existió una en la década de los 90).

(Barry Allen regresa de la muerte en 2009)

Las versiones modernas de Supergirl y Flash superan incluso a las clásicas que perecieron en Crisis y han generado una nueva camada de seguidores, tanto en comics como en otros medios. Todo fue posible gracias a la muerte de ambos hace 35 años.

(Supergirl en su más reciente título, que incorpora elementos de la serie de televisión, 2016)

Etiquetas

Iñigo Pérez

Casi 25 años en medios de comunicación, fanático del comic (desde antes de que fueran "cool"), de la música (desde cuando escucharla caminando por la calle era todo un lujo), de la televisión y del cine (desde que, para poder ver tu película favorita, tenías que grabarla de la tele con pedacitos de comerciales de Gansito o Lili Ledy).

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Back to top button
Close