DestacadasUpShow

McCartney de Paul McCartney cumple 50 años.

Hace 50 años, el ya exbeatle Paul McCartney lanzó al mercado su primera producción como solista, McCartney. Fue el mes de abril, el día 17 del año 1970.

En su tiempo, fue criticado y rechazado pues el álbum era prueba irrefutable del final de The Beatles. Así fue, el grupo no volvería a reunirse.

La gente también se ha preguntado durante décadas qué habría pasado si el grupo no se hubiera separado. ¿Cómo habrían sonado? La respuesta está en cada uno de los discos en solitario de sus integrantes. Casi la totalidad de los tracks habían sido compuestos cuando los músicos se encontraban aún dentro de la banda.

El proceso de armado del álbum de McCartney fue catártico. Algunos de los tracks, son sobrantes del catálogo del cuarteto de Liverpool, como el caso de “Junk”, que cuenta con dos versiones dentro de dicho material, una con letra la cual describe objetos en el patio de Paul (junk/ basura) y otra, más larga e instrumental, que pudimos escuchar años después en la cinta Jerry Maguire con Tom Cruise titulada “Singalong Junk”. El track fue compuesto en 1968 para inclusión en el disco The Beatles (conocido como “Álbum blanco”), pero debido a la gran cantidad de temas (terminó siendo un disco doble), fue guardada.

McCartney expresa su autonomía desde el primer track, con la canción de 45 segundos, Lovely Linda (referencia a Lovely Rita, de 1967), composición personal dedicada a su primera esposa. Es ella también recipiente de uno de los clásicos en la carrera de Macca, Maybe I’m Amazed, balada de amor, una más de esas “tontas canciones de amor” (Silly Love Songs) que se le achacaban al inglés.

Como era cotidiano, el bajista y pianista ejecuta cada uno de los instrumentos en el disco, probablemente porque quería evitar las inevitables críticas al saberse de la existencia de un disco sin los Beatles y prefirió esperar hasta el último momento. Linda participa por obvias razones. Era su musa, compañera y su cómplice.

Cuando se puso a la venta, McCartney fue criticado por su aparente aspereza en la producción y grabación. Sin embargo, este era un disco distinto a lo que los fans estaban acostumbrados a escuchar. Por un lado, faltaban sus compañeros y el productor George Martin, por otro, tal vez era demasiado pronto tras el anuncio de la separación. Y es que Paul había dado la noticia, tanto de la desintegración (ya rumorada fuertemente) como la de la comercialización de su primer material tras el hecho.

Pasó algún tiempo antes de que se desasociaran ambos hechos y que la placa fuera apreciada por su valor musical. A 50 años, lo podemos escuchar sin el sabor agridulce que provocó en su momento.

Etiquetas

Iñigo Pérez

Casi 25 años en medios de comunicación, fanático del comic (desde antes de que fueran "cool"), de la música (desde cuando escucharla caminando por la calle era todo un lujo), de la televisión y del cine (desde que, para poder ver tu película favorita, tenías que grabarla de la tele con pedacitos de comerciales de Gansito o Lili Ledy).

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Back to top button
Close