DestacadasUpShow

No más Spider-Man.

Se acaba el matrimonio entre Disney y Sony.

Desde ayer (martes 20 de agosto) comenzó a correr la noticia y muchos medios se apresuraron a dar distintas versiones sin confirmar:

Sony y Disney rompen el acuerdo que tenían para producir en conjunto películas de Spider-Man.

La versión oficial aún es nebulosa y tal vez nunca la conozcamos al cien. Sin embargo, se dice que Disney deseaba una mayor partida de las ganancias por la producción de las cintas. También se dice que uno de los puntos de tensión fue Kevin Feige, productor y coarquitecto del Universo Cinemático de Marvel.

 

Lo cierto es que, por el momento, no habrá más películas compartidas. Apenas se anunció que Spider-Man: Lejos de casa es el filme más taquillero en la historia de Sony (Columbia Pictures). Y resulta por demás paradójico que esta no fuera hecha por ellos, sino por un tercero.

Se sabe que la productora ha tenido sus altibajos y que proyectos como The Amazing Spider-Man 1 y 2, mientras que han tenido buena taquilla, no han registrado buen recibimiento por parte de la crítica o muchos fans. Esto fue motivo para que la compañía hiciera el trato conocido por todos.

El convenio era, a grandes rasgos, que Marvel tendría acceso a Spider-Man para utilizarlo en las películas de su universo, así como uno que otro personaje adicional, sobre todo aquellos que formaran parte del círculo inmediato, como la tía May, Flash Thompson, J. J. Jameson o Mary Jane.

 

Por su lado, Marvel llevaría a cabo el trabajo pesado, la producción y postproducción de las películas en solitario de Spider-Man. La decisión final caería siempre en manos de Sony. Esta última también decidiría qué personajes compartiría. Por eso continuaron con proyectos como Venom, que aunque no presentó elementos en común, sí forma parte del universo Spider-Man. O bien, Morbius, la anunciada película con Jared Leto en el papel principal. Otros más han ido y venido, tales como Sinister Six, Black Cat y Silver Sable, entre otros.

Tal vez la confianza también la tengan gracias a que la película animada de Spider-Man: Un nuevo Universo fue unánimemente aclamada y ha generado enormes ganancias, por lo que ya se prepara una segunda parte.

Pese a que Marvel ha reunido a sus piezas de cine más importantes, mismas que tuvo que vender a distintas productoras de cine derivado de su bancarrota a finales del siglo pasado, uno de los personajes más representativos es ese del cual no pueden disponer a placer.

 

Malos manejos de la compañía provocaron que, para evitar ser fragmentada y vendida como retacería, cediera los derechos de sus franquicias en una época en que no se hacían filmes de superhéroes.

Uno de los anuncios más famosos de esa época fue cuando se dijo que la compañía de James Cameron, Carolco, produciría una película a cargo del director y con Leonardo DiCaprio como Peter/ Spidey. La quiebra de Carolco frenó el proyecto, se enfriaron los ánimos y Jim y Leo se fueron a hacer una peliculita llamada Titanic. Creo que es acerca de un barco y que resultó uno de los mayores éxitos cinematográficos.

También se rumoró fuertemente que Tom Cruise podría ser Iron Man, hecho que no se llevó a cabo y fue hasta 2008 que Robert Downey encarnó al personaje que, cabe mencionar, era poco conocido fuera del círculo de comiqueros.

 

El boom del cine de superhéroes y la formación de Marvel como estudio cinematográfico les permitió que personajes que habían vendido regresaran paulatinamente a sus manos: Hulk, X-Men, Fantastic Four, Doctor Strange y se habla que hasta Namor, uno de los primeros seres creados en comic, podrán ser usados por la compañía que alguna vez fue rival de Disney. Casi todos han regresado a su casa.

Casi todos.

En el comunicado “oficial” al que supuestamente sólo The Hollywood Reporter tiene acceso, se cita la enorme carga de trabajo de Kevin Feige para poder seguir trabajando en proyectos de Spider-Man. Por cierto, no se anunció alguno durante la convención de San Diego, cuando se dieron a conocer los integrantes de la Fase 4 de Marvel.

Supuestamente, Disney sacaría a Feige para concentrarlo en su universo y sus nuevos personajes, llámese Fantastic Four y X-Men, además del trabajo en conjunto con las series de televisión, desarrollo de nuevas franquicias como Eternals y mucho más.

Sony da un golpe bajo al decir que entienden por qué Disney lo ha sacado de proyectos cuyas propiedades NO LES PERTENECEN.

 

Otros motivos que se rumoran son el que Marvel deseaba obtener una ganancia del 50% de la taquilla, cuando el actual les otorga sólo el 5% del “primer dólar” por boleto comprado. Sin embargo, Marvel obtenía las ganancias de toda la mercancía relacionada al arácnido.

No existe un anuncio oficial por parte de los involucrados, por lo que suponemos que las negociaciones siguen. Tal vez Disney deseé llegar a un arreglo para poder dar una noticia real este fin de semana, cuando se lleve a cabo su convención D23 Expo 2019, en el Centro de Convenciones de Anaheim. Por lo pronto, las especulaciones continúan.

Etiquetas

Iñigo Pérez

Trabajando en medios de comunicación desde hace rato. Suena bastante trillado pero... apasionado del mundo del comic (desde antes de que fueran "cool"), de la música (desde cuando escucharla caminando por la calle era todo un lujo) y del cine (desde que, para poder ver tu película favorita, tenías que grabarla de la tele con pedacitos de comerciales de Gansito o Lily Ledy- sí, ya sé, estoy ruco-).

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button
Close