DestacadasUpShow

X-Men #100 y Uncanny X-Men #381 cumplen 20 años.

Como sabes, en este espacio hablamos regularmente acerca de comics. Y en esta ocasión hablamos de un par de comics que, si bien no resultan tan “llamativos”, sí tienen su importancia: Uncanny X-Men #381 (volumen de 1963) y X-Men #100 (volumen de 1991).

Hemos hablado de cómo el título fue cancelado por sus pocas ventas y cómo renació en 1975 con el nuevo equipo. Uno de los creativos más importantes del comic es Chris Claremont, escritor que dirigió al universo de los mutantes de Marvel durante 16 años, convirtiéndolo en el título de más venta en la industria.

X-Men no sólo ha sido referente dentro de los comics, sino en otros medios como los videojuegos, el cine y la televisión. Diversas producciones se inspiraron –o tomaron deliberadamente- elementos de los comics para sus propias historias, con la ventaja que, durante décadas, los comics no eran tomados muy en cuenta en el mundo exterior. Aún a la fecha, es un medio poco difundido.

El escritor nacido el 25 de noviembre de 1950 en Londres, escribió a partir del #94 (agosto de 1975) de Uncanny y hasta el #280 (septiembre de 1991). También fue encargado de crear un segundo título de mutantes, llamado simplemente X-Men, con la entonces súper estrella Jim Lee, en octubre de 1991. Claremont sólo escribió los primeros tres números. El primero de ellos vendió la asombrosa cantidad de 8 millones de copias, record que ostenta hasta la fecha.

Por desgracia, Chris Claremont fue despedido de X-Men, título que hizo famoso, pues el cuerpo editorial dio preferencia a los recién ingresados creativos creyendo que X-Men requería “sangre nueva”. El movimiento no fue del todo acertado ya que los mutantes de Marvel nunca volvieron a ser los mismos, aunque conservaron la inercia durante algún tiempo.

Casi 10 años después, la administración de Marvel había cambiado y solicitaron el regreso del escritor (quien seguía trabajando para la compañía tras cortas estancias en editoriales como DC e Image). A Chris Claremont se le ofreció revitalizar los títulos de mutantes por medio del manejo de los dos principales: Uncanny X-Men y X-Men. Además, todos los títulos de mutantes serían parte de esta renovación. Sería un cambio en la línea, sincronizado y simultáneo.

El movimiento se llevó a cabo bajo el nombre de “Revolution”. En la historia, cada título se adelantaría seis meses con respecto a los últimos números y como lectores, descubriríamos los numerosos cambios en los personajes poco a poco. En algunos casos, los equipos de héroes habrían cambiado radicalmente.

Los equipos creativos también cambiaron en la mayoría de los casos. Además del esperado regreso de Chris Claremont, otros creativos regresaban a los títulos, como el ilustrador Whilce Portacio y el escritor Warren Ellis, quien fungió como coordinador de algunos títulos “secundarios” –también llamados “satelitales”-, como X-Force, Generation X y X-Man, bajo el subsello de “Counter X”.

En cuanto a X-Men, el cambio se realizaría con el #100 (el 15 de marzo del 2000) mientras que en Uncanny X-Men, con el #381 (5 de abril del 2000). Los dibujantes que acompañarían a Claremont eran Leinil Yu y Adam Kubert, respectivamente.

Se presentaron muchas sorpresas, como el ingreso al equipo de varios personajes y cambios en los uniformes de todos ellos. Por desgracia, este relanzamiento no duró mucho tiempo, pues Claremont fue despedido nuevamente debido a que se acercaba el estreno de la película de X-Men el 14 de julio del 2000. El editor en jefe de Marvel, Joe Quesada, deseaba que los personajes se parecieran más a los que saldrían en el filme y cuando vio que Claremont tenía otro proyecto, lo removió de los títulos, desechando lo que se estaba haciendo y revitalizando una vez más la línea de títulos de mutantes. Esa fue también la primera vez en que los comics debían parecerse a las películas y no al revés.

Irónicamente, no sería la última vez que Marvel regresara X-Men a las manos de Claremont, ni la última en que sería despedido sin justificación. Pero eso será motivo para otra columna. Por lo pronto recordamos el regreso de uno de los escritores más importantes de la industria al comic que hizo famoso hace 20 años, además del momento en que se decidió que los comics debían reflejar lo que sucedía en las películas, una práctica no del todo positiva y que sigue generando polémica hoy en día.

Etiquetas

Iñigo Pérez

Casi 25 años en medios de comunicación, fanático del comic (desde antes de que fueran "cool"), de la música (desde cuando escucharla caminando por la calle era todo un lujo), de la televisión y del cine (desde que, para poder ver tu película favorita, tenías que grabarla de la tele con pedacitos de comerciales de Gansito o Lili Ledy).

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Back to top button
Close