DestacadasUpNews

Sin beso por favor…

La polémica provocada por el máximo católico el Papa Francisco, quien no dejó que los fieles de Loreto en Italia, besaran el anillo del pescador, tiene una suave y certera explicación: la higiene.

El 25 de marzo, el Papa se encontraba de visita en Loreto, Italia, en donde fue grabado retirando su mano bruscamente de cada fiel al que saludó, pues cada uno buscó besar la joya que portaba en su mano como símbolo de respeto, devoción y tradición católica, pero causó curiosidad que el mismo papa Francisco no lo permitiera, el motivo  no es otro más que el de evitar la propagación de gérmenes entre la comunidad, o al menos eso fue lo declarado por el portavoz del Vaticano, Alessandro Gisotti,

A Gisotti le causó curiosidad el hecho de retirar la mano y al tocar el tema con el Papa, éste último le externó la justificación que, a decir de muchos y con aprobación general, es una medida que evita en sí el esparcimiento y contagio de gérmenes entre feligreses de forma efectiva, eliminando riesgos de enfermar a los fieles.

Sin embargo, Francisco sí dejó claro que es un líder católico que gusta del afecto de la gente y, esta es una medida que se toma sólo cuando se trata de multitudes, porque hay ocasiones en las que sí permite que los fieles se acerquen a externar su afecto y respeto de las formas tradicionales.

 

Etiquetas

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button
Close