Destacadas

Lo de hoy es ser flexitariano

Las condiciones ambientales cada vez son más catastróficas, la conciencia sobre ello aumenta y trae consigo la llegada de muchas opciones para tener un estilo de vida saludable, amable con el ambiente, fácil y flexible, sí, flexible.

La dieta flexitariana propone consumo de alimentos de origen vegetal en su mayoría, disminuyendo el consumo de alimentos que provienen de los animales, pues la producción de estos últimos genera grandes cantidades de gases de efecto invernadero.

Cada vez somos más en el mundo y las condiciones no son buenas…

El Informe Planeta Vivo 2018 de WWF demuestra que el tamaño de la población de la vida silvestre disminuyó en un 60% a nivel mundial entre 1970 y 2014, y que el sistema alimentario es el principal impulsor de la pérdida de biodiversidad.

Depender de un número tan pequeño de plantas y animales para la alimentación está relacionado a una disminución en la diversidad de plantas y animales en la naturaleza. Este es el resultado de un daño al ecosistema natural

El 75% del suministro mundial de alimentos proviene de solo 12 especies de plantas y cinco de animales. Apenas tres alimentos (arroz, maíz y trigo) constituyen casi el 60% de las calorías provenientes de plantas en toda la dieta humana. Sumado a que se han descubierto entre 20.000 y 50.000 plantas comestibles, pero solo entre 150 y 200 son consumidas regularmente por los humanos. Además la dependencia en una pequeña gama de alimentos afecta negativamente nuestra salud debido a que aporta una limitada variedad de vitaminas, minerales y macronutrientes y una falta de fibra.

Empresas como Knorr y el Fondo Mundial para la Naturaleza, proponen ampliar en el mundo el abanico de opciones hacia una dieta diversa, sostenible, sustentable y saludable con los 50 alimentos del futuro. En ella se contempla el consumo de alimentos vegetales en una cantidad de 500 kilogramos diarios.

Los 50 Alimentos del Futuro se basan en plantas y consisten en vegetales, granos, cereales, semillas, legumbres y nueces de todo el mundo. Comer más plantas en lugar de carne y otros productos de origen animal es mejor para las personas y el planeta.

La variedad es inmensa, a pesar de ser 50 los de la propuesta, se pueden elaborar una gran cantidad de platillos y opciones que no sólo harán diferente tu dieta, sino te harán bien a ti y al planeta, un ejemplo son las lentejas, pues su huella de carbono es 43 veces menor a la de la carne de res, además de proporcionar proteína, fibra y carbohidratos; los nopales, quinoa, frijoles de Marama, raíz de loto, Kale, fonio, cacahuate, espinacas y patatas, son miembros del ranking, que si bien ya consumimos algunos, hay países o lugares en donde son desechados o usados solamente en el ganado.

 

 

 

 

Ana Karen Santana

Científica de la comunicación, actriz de teatro y la vida, creyente del poder de la comunicación y la expresión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Back to top button