DestacadasUpTravel

¡A volar!

Tomar una avión no es cosa simple, de hecho para volar, hay que saber organizar y no dejar pasar una serie de puntos que prácticamente se convierten en tu acordeón de repaso.

¿Qué me puedo llevar en la maleta?

Nada que explote, sea flamable o ponga en riesgo la seguridad de la tripulación y los pasajeros. Tampoco podrás meter puntas afiladas, adiós a los sacacorchos, cortaúñas, tijeras o bisturís.

Pero aguas, los líquidos también están regulados, no podrás llevar más de 10 botellas de 100 ml cada una en tu equipaje de mano, por mucho empaque de plástico que les pongas, no hay manera. Salvo que sean alimentos lácteos para bebés y medicamentos, claro, antes deberán pasar minuciosamente la revisión de los agentes.

Hacer las maletas ¡no ma!

Para comenzar, primero hay que revisar las especificaciones de las aerolíneas, porque cada una tiene sus propios reglamentos, pero en lo general hay un límite de kilos por pasajero de acuerdo al tipo de boleto que se compró. Si te pasas de kilos y llevas una maleta obesa, no te preocupes, no hay nada que Don Dinero no pueda solucionar.

Por si fuera poco, al llevar objetos frágiles, deberás especificar a la hora  del registro que tu equipaje es frágil, a veces funciona y otras no, pero para no jugar con tus ilusiones, mejor empaca estratégicamente para que tu maleta sea súper resistente.

El check-in

Te van a revisar todo dato que proporciones, bolsas, equipajes de mano, pasaporte, tickets de avión de agencias, identificaciones y hasta si le diste de comer al perro, por ello deberás llegar con un par de horas anticipadas a la salida de tu vuelo porque la fila es como la de las tortillas.

Cada país con su locura

Lo cierto es que todo dependerá de las costumbres y leyes que apliquen en cada lugar, algunos países como Australia y Estados Unidos, prohiben tajantemente la entrada de alimentos frescos en su territorio. En Europa no puedes ingresar alimentos, leche, carne y productos de origen animal que no vengan de la Comunidad Europea. Para evitar penas y corajes, mejor investiga.

El outfit para el vuelo

No hay nada más incómodo que sufrir con la ropa que decidiste usar para el vuelo, depende las horas es el tiempo que vivirá en agonía, mejor viste de una forma cómoda, con ropa que pueda adaptarse a los cambios de clima, la misma postura rígida de los asientos y con la que tu seguridad no se vea afectada, adiós los tacones del 14 o las camisas con mancuernillas que sólo serán un suplicio con el detector de metal.

Modo de avión

Parece mentira que ni en el avión respetan el “modo avión”, y es que sabemos que los celulares no afectan del topo el funcionamiento óptimo de los aviones, pero aún así, las aerolíneas prohiben su uso durante el vuelo, o en algunos momentos, no seas mal plan y respeta las indicaciones, no te quieres ganar un regaño público, o peor aún una detención por violar las reglas.

 

Y así, dependerá de qué tan maniático del orden seas, lo ideal es que repases que antes de salir de casa, lleves tus llaves, dinero, identificaciones, tiempo de sobra y tus boletos de avión.

 

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Close
Close